...en esta etapa cuando comienza a cambiar nuestra percepción del entorno y la percepción de los otros hacia nosotros he podido aprender que lo frívolo puede ser importante o al menos es una parte de la vida no tan despreciable como cuando me tomaba las cosas más en serio; así les presento este blog tan intrascendente como otro cualquiera.


comments in this blog can be done in english

apuntes (159) arte (50) blog (64) cine (16) colombia (25) cuba (24) cuentos (17) decesos (40) diario (67) elecciones (27) escritores (8) hollywood 2011 (34) lectura (9) músicos (50) notas personales (30) noticias (66) oldest people (33) petróleo (5) realeza (57) reviews (14) sueños (40) topmodels (40)

Monday, August 31, 2009

La mesita triangular y otros muebles

Me despierta el timbre del teléfono portátil; a esta hora suele ser un número de origen desconocido reflejado en el identificador de llamadas con siete ceros seguidos; si no contesto insiste asi que he optado por recibir la llamada e inmediatamente colgar.
Verifico no obstante la procedencia de esta llamada matutina de hoy y es del trabajo, reconozco la voz de Iván; se llama Ivanhoe pero como no tiene nada de caballero prefiere ser llamado sencillamente “aivan” según se pronuncia este nombre ruso en inglés; conozco pocos ivanes, el otro es un chileno dueño de un pequeño negocio de marquetería con galería y siempre lo saludo “qué tal iván” a lo que el agrio personaje contesta “nada de talibán, que eso me perjudica”; el mánager de la tienda donde trabajo no alcanza a percibir esas sutilezas del idioma español, es un salvadoreño crecido en los Estados Unidos; tras el saludo me pregunta si dormí bien, cortesía que debe de estar en el libro de conducta de los gerentes de esa empresa para los posibles casos de haber despertado al empleado y me pregunta a qué horas me podría presentar a trabajar, el horario fija mi entrada a las tres de la tarde; con esta llamada me está pidiendo ir más temprano, lo hace como hacindome un favor; algo debe estar atascado cuando osa pagar más horas de trabajo de las planificadas; estos dias picos para los negocios de venta de útiles escolares son así, en un final estos imprevistos deben estar previstos… ; quedamos a las diez de la mañana.
Habiendo trabajado ayer hasta más tarde de la medianoche lo cual pudiera repetirse hoy, las diez de la mañana es bastante temprano para empezar, pero siendo la semana más intensa en este tipo de negocios y hay que aprovechar todas las horas que le den a uno; en breve sólo trabajaré unas quince o veinte horas semanales lo cual enflaquecerá mi bolsillo..
Mi plan hoy era organizar el cuarto sensiblemente desorganizado (más que se costumbre) por algunos cambios; el más importante la instalación de mi librero y los libros (¿un centenar?) de regreso de casa de mi hermano a quién se los enganché cuando fui a vivir unos meses a Colombia y quedarón con él estos casi tres años.
Lo único adelantado ayer con respecto a esta organización del cuarto en toda la mañana libre fue pintar la mesita triangular que irá en la esquina sustituyendo un mueble algo más sólido; base de televisor en otra funciones el cual irá ahora debajo de la nueva mesa-escritorio donde se posa la pantalla del computador; esta mesa es nueva en esa función, fue una mesa de taller en la otra casa de mi hermano por la zona oeste de la ciudad y luego estante de sinfín de cosas en esta casa del centro.
La mesita triangular es practicamente un recuerdo de casa de Aida, unos meses antes de venir mi madre a este país viví en un eficiency en su casa, frente a casa de prima Edith, Steven e hijos (para la fecha eran sólo dos, cuando escribo esto la cifra se ha duplicado), La endeble mesita trípode me fue donada por la dueña, es util en espacios reducidos y ese siempre ha sido mi caso pues no importa el espacio del cual disponga lo atiborro de cosas impensables y debiera pluralizar esta condición pues Rubby me sigue en esa tarea; así sucedió en Hollywood y luego en Vero Beach.
Con su color madera barata el simpático mueble, estructura de prisma, ha tenido ya varias funciones y casi no viene de Vero Beach a no ser por la insistencia de mi madre; no cabía en el atestado carro cuando me mudé, la amarré al techo dándole al vehículo el aspecto de un mensajero de pizzas… su penúltima ubicación antes de ser negra y traerla a mi cuarto de hoy fue el flórida (especie de portal trasero, cerrado, de la casa donde; en nuestro caso está la lavadora y también es un cuarto de desahogo); allí sirvió de estante de algunas cazuelas y otros accerios de poco uso.
Mientras escribo esto la veo embutida en una de las esquinas del cuarto, apachurrada cada vez que se abre la puerta plegable del closet, sosteniendo en su tope cubierto con servilletas de encaje los retratos de mis abuelos tan separados como en vida; las fotos son flanquedas por cabos de velas y vasos de agua; es toda una estación espiritual donde se recuerda a Anselmo y Juana.
Debajo, en el entrepaño del mueble, algunos cacharros de cerámica dan un toque decorativo a ese rincón alternando con un paquete de hojas blancas a la mano para la impresora. Pienso poner esas hojas y unos sobres en el mueble debajo de la mesa pero la mesita quedará por un buen tiempo en esa esquina… al menos hasta que regrese del trabajo.

Sunday, August 30, 2009

Las noticias del verano en Miami.

Como en cualquier punto del planeta en Miami unas noticias sustituyen a la otra; tal pareciera cómo si, a pesar de la amplitud y número de los medios de comunicación masiva no se pudiera atender un evento a la vez.
Si mal no recuerdo a comienzos del verano sólo se leía, escuchaba y comentaba sobre un acto obceno protagonizado por el cantante Elvis Crespo en un avión donde viajaba en primera clase; la imagen del artista, a quien con toda sinceridad vine a conocer por esa circuntancia sustituyó la de cualqueir guerra, hambruna o pandemia.
Más adelante el escándalo del padre Alberto; el joven sacerdote católico sorprendido por un paparazzi con su novia en Miami Beach en acciones mundanas no propias de su investidura; el revuelo llegó a muchas partes del mundo tratándose de un deslíz más de un súbdito del papa; fue la comidilla de semanas en televisión, radio, encuestas de opinión; no hubo personalidad artística, política o cívica que escapara a ser conminado a dar su opinión en el asunto.
La prematura muerte de Michael Jackson, un asunto nada local vino a alejar al padre Alberto de las noticias y, como siempre, detrás del primer impacto de tal hecho vinieron todas las especulaciones del caso, en este caso sobre las circunstancias de su deceso, el derecho a su herencia y la custodia de sus hijos… un verdadero brollo de primera plana por demasiado tiempo… ¿ya no hay conflicto en Sudán? ¿se recolvieron los problemas en la frontera afghano pakistaní?
Desde hace un par de semanas vengo sufriendo otra vez de la controversia acerca de un artista conocido en Miami que decide hacer un concierto en Cuba; el colombiano Juanes se presentará el próximo mes en la Plaza de La Revolución en La Habana para ofrecer un concierto gratuito acompañado por Silvio Rodriguez, Amaury Perez y el grupo Los Van Van (el más popular por décadas en la isla) y también por Miguel Bossé, Olga tañón y posiblemente Julio Iglesias. Es indescriptible la cantidad de material pseudo periodístico generado por esto; Miami se dividió prácticamente tanto como en la elecciones; hubo un pequeño grupo que quemó y destruyó discos del cantante al pie del restaurante Versalles, emblema de la derecha y el cantante hubo de pedir protección policial ante amenazas de muerte y actos de repudio frente a su casa en Key biscayne (isla al sur de Miami); estas cosas la perpetran un grupo pequeño ¡pero como joden! Definitivamente la crisis es un bloof, ¿quién debatiéndose entre perder su casa, el trabajo y el auto puede ocuparse de tales cosas?
En los últimos dias la muerte del senador Ted Kennedy ha opacado el asunto Juanes que promete extenderse hasta el 20 de septiembre, dia del concierto; el hermano menor del asesinado presidente, trabajó en el senado desde 1962 generó una cifra record de leyes, era alguien muy respetado, querido por colegas y contrincantes políticos, luchador por los derechos de la minorías étnicas en Estados Unidos; hace menos de un mes había muerto su hermana Eunice, creadora de la para-olimpiadas y luchadora por los derechos de los desabilitados mentales. Ted murió de un cáncer en el cerebro y aunque su despedida ha sido mas cubierta por los canales americanos ha sido un impasse en las rencillas locales.
Comienzan las clases, el tráfico anda algo más congestionado. Algún devastador huracán o quien sabe qué otra trágica circunstancia puede emerger para hacer olvidar a mis conciudadanos de todo lo demás. No creo que seamos muy diferentes a otras ciudades el mundo, cada cual con sus asuntos pero esta es la que sufro por el momento y finalizando el verano se me ha ocurrido escribir sobre esto.

Wednesday, August 12, 2009

Cumpleaños y Banderas.

La tercera semana de agosto celebra, cada dia, los cumpleaños de celebridades del mundo del espectáculo; la lista la encabeza Halle Berry, modelo, actriz y madre reciente cumpiendo 43, reconocida con un premio de la academia hace unos años; sigue Ben Affleck y luego Pierre Richard comediante y actor francés cumpliendo sus 75 y Madonna en sus 51, el mes está repleto de estas fechas pues también tenemos cumpliendo años a las estrellas del country Kenny Rogers y Shania Twain en sus 79 y 44 repectivamente y Cameron Diaz entre otros.
Sin embargo hoy voy a tomar este espacio para decir algo sobre Antonio Banderas, alguien de mi generación y culturalmente más cercano habiendo sido su cumpleaños el dia 10.
De sus datos personales diré poco, pues de eso está llena la web; nació en Málaga (igual que Picasso) en 1960 (el mismo año de Sean Penn y Jean-Claude Van Damme), su apellido de familia es Dominguez (aunque no está emparentado con su compatrota el tenor Plácido Dominguez) y no tiene antecedentes familiares inmediatos en la actuación, de hecho el propio Antonio quiso primero jugar profesionalmente el futbol antes que actuar. Comenzó su carrera de actor a los 19 años.
Quizás pensemos en Banderas como el “latin lover” si lo recordamos en películas como “Pecado original”, en “Femme fatalle” y un poco por su gestualidad “apayasada” que lo acompañó en “La máscara del zorro” y “Desperado” , tres de sus más conocidos trabajos; atendiendo a estas cintas lo podríamos ubicar como un actor intrascendente de películas de mero entretenimiento, verbigracia trabajando con Silvester Stallone en “Asesinos”; también lo podemos recordar en “Evita” de la cual me abstengo de opinar pues no la he visto; hasta podemos relacionarlo con ideas demasiado liberales para el gusto de algunos por su apego a personajes de izquierda, Ees bueno saber cómo Banderas comenzó su carrera cinematográfica bajo directores españoles, Pedro Almodóvar entre otros; también hay que reconocer su talento al hacer sus primeros trabajos en Hollywood (“Los reyes del mambo” entre otros) sin apenas hablar inglés y cómo mérito, además de los reconocimientos de la asociación de Prensa Extranjera de Hollywood, la Academia de Cine Europeo y los Premios Goya el haber sido, con su dos actuación como “Zorro” el primer actor hispano en encarnar el legendario personaje desde su creación hace ocho décadas haciendo un poco de justicia (si es el zorro habría de tratarse de justicia) con un caracter precisamente hispano.
Podemos ver otra faceta de su trabajo, aún en papeles secundarios cuando estuvo en “Philadelphia” el drama de un abogado con SIDA llevado a la pantall por Tom Hanks (Antonio como su amante) y su pequeño papel pero de un gran pintor en “Frida”, reconocimiento fílmico y evocación de esta tan aclamada como controversial pintora mexicana interpretada, dirigida y producida por Salma Hayek.
Si sumamos a todo esto a las voces aportadas en dos ediciones de “Shrek”, su presencia en Spy Kids y su intervención como Mussolini y Pancho Villa veremos en este español un hombre inquieto, variado, con más de setenta cintas de todas las categorías en su haber.
Para sus 49 años creo que ha rendido bastante, me queda felicitarlo desde este anonimato que es un blog más en la web, esperando su trabajo bajo Woody Allen y como Dalí, ambos por salir al público el próximo año y desearle la continuación de tan prolífera carrera junto a su esposa Melanie y su hija Stella.

Tuesday, August 11, 2009

Un sueño

Antes de anoche tuve un sueño de esos largos, de cierta coherencia secuencial que somos capaces de contar, la mayoría de los sueños son tan locos que ni contarlos puedo, además la mayoría los olvido en los primeros minutos una vez despierto; este tuve la precaución de contarlo por escrito y aqui lo publico.

"Era un gran albergue, parecido a las becas cubanas pero más bien un “shelter” pues había camas en cualquier parte; veo una, un box-spring personal como es en la realidad el mío y encima una almohada bastante grande y ciíndrica, blanca; la boca de la funda amarrada como un talego; me acuesto alli, la almohada tenía una etiqueta con una nota que decía “homenaje no, idolatría a los niños”; la almohada era como una obra de arte; estaba rellena con medias deportivas de niño mayormente blancas, esto se veia por un interticio; la almohada era perfectamente cilíndrica cuando me acosté allí pero al usarla la deformó y quise dejar una nota disculpándome, no sé por qué sabía que la autora de aquella “obra” era un mujer y andaba apenado; también tenía deseos de conocerla, le quería dejar mi e-mail pero desistí; pensé en una nota algo poética donde le decía cómo me la imaginaba y hasta le decía ¡ojalá seas flaca! pero pensé que de no serlo se acomplejaría y al final no dejé nada.
Me levanté con el cuerpo pesado, tengo la sensación de haber despertado de ese sueño abrazado a mi propia almohada y haber seguido durmiendo y empatar… estaba en el mismo lugar; llegué a un rincón donde había tres pantallas de computadora sobre una tabla estrecha y larga de formica color madera claro contra la pared; una viga de hierro a manera de columna estaba casi en el medio, supuestamente este era mi lugar para usar la internet; me lamenté de que siempre me tocan cosas así, en este caso con esa columna en el medio; me puse a ver una especie de chistes animados en la computadora de un curioso personajillo infantil, parecía un castor o algo así; en un destello se intercaló la escena de yo estar a la computadora en la sala de casa de Tia Dalia pero sobre la mesa de su comedor la cual estaba en la pared contraria a la de la vida real, yo sostenía un cigarillo encendido en la mano y tía Dalia pasó; no me dijo nada pero yo tenía verguenza de que ella pensara que yo estaba fumando y no era asi; traté de deshacerme del cigarrillo sin que ella lo supiera, creo que hasta fui al baño a botarlo, ella me miraba desde el comedor , yo en la sala como dije, y no me decía nada..
Vi por fin dos o tres chistes del personajillo mencionado pero comenzó entonces, en la misma computadora, una película infantil supuestamente con el mismo personaje; todo se convirtió en un lugar público o al menos fámily room donde todos veíamos la película, yo estaba en una banca de madera larga y con respaldar, detrás había otras con más personas, la mayoría niños creo, delante de mi más niños sentados en el suelo, yo era adolescente, estaba sentado entre dos verdaderamente bien apretado y ellos jugaban y me ponian los codos muy cerca de las mejillas, eran algo gordos , yo tenía una relación familiar con ellos, como primos.
En la película una cerca de metal de las que llamamos “de pirle” en Cuba le habían robado la puerta (la visualizo después de despierto como la entrada de la fábrica donde trabajó mi padre toda la vida); la cerca misma gritaba por la puerta perdida, la llamaba y se ve entonces tres jóvenes en bicicleta con sus cascos, protectores de rodillas y todas esas cosas que se usan aqui (en Estados Unidos), los jóvenes ciclistas, como un bloque, llevaban la supuesta puerta la cual era todo un pedazo de cerca con una cabeza de conejo de metal fundido la cabeza estaba viva; los jóvenes ciclistas se estrellan contra la cerca del lugar; allí ya no era un conejo solamente sino una cabeza de vaca y otra de caballo; alguien en bata blanca y con barba corta y espejuelos, recuerdo, dice “lleven a los muchachos y a los animales al hospital”; yo pensaba que eran solo las cabezas que estaban muertas (la de los animales) pero veo, detrás de la cerca, continuando las cabeza, unas casetas de metal, como esas para herramientas en los patios y caigo en cuenta que no eran sólo cabezas como pensaba sino el animal completo mostrando la cabeza.
Para ese entonces yo estaba sentado detrás de una mesa, al lado mio estaba Steven, el esposo de prima Edith, en general era un ambiente familiar, ya dije; entonces sonó mi teléfono portátil ¡y era la muchacha de la almohada! Ella me dijo que estaba regresando de casa de sus padres que había llegado a las nueve y media y vio mi nota; yo le dije que casi me encuentra en su cama, le pregunté donde estaba y mientras conversaba me deslicé debajo de la mesa y me sali por el otro lado para no molestar a los televidentes; la mesa era una de esas de patas plegables de banquete, de color madera oscuro; la película estaba por terminarse pero no me importó; salí afuera; mientras hablaba me puse a ver unos estantes con unas pantuflas con cabecitas de vaca en las puntas, quería tomar una pero estaban muy pequeñas; voy conversando y noto cómo una muchacha trigueña y robusta hablaba cerca de mi y el movimiento de los labios le coincidía con lo que me decian por teléfono, por lo tanto era ella; hasta ahi me había dicho que no era muy sociable y tres cosas más que no recuerdo; su carácter se semejaba al de Rubby y su aspecto al de una compañera mia de San Alejandro llamada Diana mezclada con la gitana tropical de Carlos Enriquez (estas comparaciones las hago después de despierto); básicamente era trigueña, como dije, ojos muy negros, pelo muy negro y espeso partido a la mitad recogido atrás, unos 17, 20 años, puede que 25, para ese momento yo había recuperado mi edad actual y sólo quería una amistad con ella, además yo conservaba mi status de casado con Rubby en el sueño.
Caminamos, yo tenía los zapatos negros de piel de cordón pero con medias deportivas y estaban mojadas, más bien enchumbadas en agua, era incómodo; esto era de la lluvia del sueño anterior a este donde yo trabajaba en Staples y me ponen a descargar tonga de cajas de folders de cartón y ponerlas, ya con los folders fuera, delante de unas camas, esto era al exterior, era como una promoción de la tienda; en un momento de ese sueño pareció Mandy el músico o alguien que confundí con él, no sé si buscaba trabajo allí; también recuerdo que había un empleado que sólo quería trabajar en el área de vender hielo, pues era un Staples mezclado con Winn Dixie, y no queria hacer nada más, algunos protestaban por eso. Yo estaba la frente de un equipo de tres o cuatro para el asunto de los folders y le comenté a Andy, el manager distrital de Staples que si llovia los folders se mojarían y el me decía cómo debía recogerlos a la carrera si esto sucedía pero eran muchisimos y yo proponía cubrirlos con mantas y en eso cayó un chaparrón tremendo; de ahi mis medias enchumbadas en agua.
Salí a caminar con la muchacha por un paseo y nos sentamos en una banca, yo le pedí que me dejara sacarme los zapatos para exprimir las medias y asi lo hago; para mi verguenza las medias tenían huecos; por ahi pasaba un personaje de “Betty la fea” (esta novela la está repitiendo por estos dias y he visto retazos de capítulos), era el pícaro amigo del personaje principal que siemrpe lo anda aconsejando, Roberto, asi se llama el personaje, me señala lo de las medias rotas pero ya yo lo sabia y qué hacer; me saco el otro zaparo la media estaba aun más desecha y era de otro tipo que la anterior pero de pronto en la punta del dedo, arrugado y pegado a este había un billete de $50 que al parecer mi madre me había puesto en la punta del zapato; todos lo miramos con asombro, yo andaba alegre y ahi se terminó el sueño."

Saturday, August 8, 2009

DUSTIN HOFFMAN CUMPLE SETENTA Y DOS AÑOS


MUCHAS FELICIDADES MR. KRAMER, PEQUEÑO GRAN HOMBRE JUNTO A SU ESPOSA LISA E HIJOS KARINA, JENNA, JACOB, REBECCA, MAXWELL Y ALEXANDRA.

Friday, August 7, 2009

Hollywood y yo

Siguiendo con el tema de los artistas de Hollywood estuve pensando en cuales de ellos pudiera considerar de mi generación, si aquellos quienes nacieron y crecieron en los mismo años que yo o aquellos, algo mayores cuya carrera vi desarrollarse mientras me hacía adulto y comencé a tener conciencia de estos nombres.
Revisando, por ejemplo, aquellos que aún viven veo cómo Kirk Douglas (1916) , Tony Curtis (1925) , Elizabeth Taylor (1932) y el reciencasado Robert Redford (1936) se me hacen sobrevivientes de la época de mis padres; viendo sus películas, ya viejas en mi niñez, también disfrutaba las comedias de los franseses Joan Paul Belmondo (1933) y Pierre Richard (1934) junto a los ya fallecidos Louis de Funes y Jean Marais; también recuerdo de ese tiempo a Gina Lollobrígida (1927) , Sophia Loren (1934), la entonces muy joven y sensual italiana Ornella Muti quien no debiera mencionar en este grupo viendo que es casi contemporánea conmigo, nació en 1955 pero definitivamente su “Vendetta” y su “Chica de Trieste” se me hacen muy alejadas en tiempo.
Sin embargo tenemos el caso de Clint Eastwood y Sir Sean Connery con casi ochenta años de edad quienes están registrados por mí en las películas más cercanas en tiempo, siendo sólo cinco años mayores que Alaín Delón, galán de las películas francesas cuando era yo un niño.
Reviso todo esto y, si creo que en mi generación está comprometido todo lo que consumo y veo, en el caso del cine desde Dustin Hoffman quien cumplirá sus setenta y dos mañana, la (la misma edad de mi madre) protagonista de filmes icónicos de Hollywood como Kramer vs Kramer, Tootsie, Pequeño gran hombre y de preferidos por mi como “Mad City” (el cuarto poder) o Jack Nicholson un maestro de la construcción de sus personajes, como también son de mi generación los nacidos en mi misma década como Eddy Murphy, Antonio Banderas, Tom Cruise, Brad Pitt, Keenu Reeves, Sean Penn, Forest Whitaker (que nació en mismo dia que yo pero Texas) y los “Friends” de la famosa comedia televisiva.
Atendiendo a esto, aun nacidos en la década del 50, puedo mencionar como orgullo de mi generación a Mel Gibson y Tom Hanks; esa fue la década del magnífico Jhon Travolta, Denzel Washington, Liam Neeson, Gary Oldman, Robin Williams, Kevin Cotsner, Bruce Willis, Sharon Stone, Steven Seagal, Whoopi Golbert y el tremendo Kevin Spacey, fue una década generosa en actores.
No he mencionado a a muchos… Merryl Streep, Schwarzenegger , Silvester Stallone, Billy Cristal, Samuel Jackson, los magníficos Al Pacino y Robert de Niro, Harrison Ford, Michael Douglas, Depardieu, Jean Reno me vienen a la mente… será necesario dedicarles unas letras a cada uno de vez en cuando… ¿o ya habrá demasiado por ahí de esto?… por el momento dejo esta nota aqui en La Media Rueda.

Sunday, August 2, 2009

Kevin Spacey

Hace mucho no voy al cine y en general voy poco , lo cual no me impide ver películas, claro; pero mi atraso en esto es evidente cuando comienzo a ver filmes “nuevos” por la televisión siendo estos generalmente hechos uno diez años atrás o más; lo acabo de comprobar ayer cuando “Confidencial L.A.” me mantuvo inusualmente despierto hasta las dos de la madrugada; fue una de las pocas entregas televisivas que valió la pena ver y hasta trasnocharse; lo supe desde la aparición en la pantalla a Kevin Spacey a quien vi por primera vez , hace unos años, en “American Beauty”; estas dos cintas fueron hechas en 1997 y 1999 respectivante si bien la segunda la vi hace mucho, como ya dije, esta le valió a Kevin su Oscar como actor principal; ya había sido galardonado y aclamado con ese y otros reconocimientos por su intervención en “The usual suspects” como un mañoso tullido interrogado por la policía con respecto a un tiroteo con muertes en un barco atracado en el puerto; todos estos materiales, tienen en común el no basarse en las carreras de auto, tiroteos y peleas espectaculares para ser atractivos; de hecho American Beauty es, en mi opinión, un filme algo inusual y en el caso de los dos últimos han sido donde a Kevin se le ha reconocido más, es un privilegio haberlos visto.
Me puse a buscar algunos datos más sobre Spacey y me sorprendo cómo lo he visto, sin notarlo, encarnando otros personajes cómo el asesino en serie de “Seven” una de mis películas preferidas donde Morgan Freeman y Brad Pitt sasonan explendidamente la trama policiaca sin descontar la siempre bien recibida presencia de Gwyneth Paltrow; también vi a Kevin Spacey como protagonista de “La vida de David Gale”, un sindicalista; no recuerdo cual fue su trabajo en “El negociador”, otra vez junto a Morgan Freeman.
De “L.A. confidencial” hablaré más adelante; hoy quise mencionar en general el trabajo de Kevin Spacey quien anda, por cierto, en sus cincuenta, arribó al club de la Media rueda el 26 de julio y por ello quise traerlo a este blog.