...en esta etapa cuando comienza a cambiar nuestra percepción del entorno y la percepción de los otros hacia nosotros he podido aprender que lo frívolo puede ser importante o al menos es una parte de la vida no tan despreciable como cuando me tomaba las cosas más en serio; así les presento este blog tan intrascendente como otro cualquiera.


comments in this blog can be done in english

apuntes (158) arte (50) blog (62) cine (16) colombia (25) cuba (24) cuentos (16) decesos (40) diario (67) elecciones (27) escritores (8) hollywood 2011 (34) lectura (9) músicos (50) notas personales (30) noticias (66) oldest people (31) petróleo (5) realeza (56) reviews (14) sueños (40) topmodels (40)

Sunday, November 25, 2012

Antropocentrismo


Puede considerarse lógico que la mayoría del pensamiento humano nos sitúe en el centro del universo; después de todo, según esa misma línea de pensamiento, somos los únicos seres pensantes al menos en nuestro planeta; otras teorías o especulaciones no se avienen con el tema de este texto.
Veo cómo, por ejemplo, como un voluminoso, texto guia de millones, habla de un ser creador de todo, incluyendo al ser humano y dador del resto de las cosas a su “máxima creación”; el mismo Dios se ha antropomorfizado por sus creaturas y, en despliegue de creatividad, hecho humano en la segunda parte de El Libro dando a la naturaleza divina un nuevo giro quizás no tanto por humanizar a Dios sinó para sentirmos más dioses, nada original, según los griegos.
Puedo sospechar, y les agradezco si me sacan de mi ignorancia, que muchas otras filosofias y religiones, situan al hombre como un ser privilegiado por su creador; generalmente hay un capítulo especial para el nacimiento de nuestra estirpe y una de nuestras preguntas vitales aún es “de donde venimos”. Para mi es más importante “Quienes somos” y la respuesta no es alentadora: somos el resultado de una trayectoria, nada bonita que ha moldeado nuestros egoismo, ambiciones insanas y antropocentrismo.
Tan grave es nuestro mal que consideraramos sagradas nuestras creaciones y no nos conformamos con adorar a dioses, adoramos a hombres mismos; miles mueren por causas elaboradas por los hombres siguiendo a veces a líderes de dudosas intenciones; por otra parte se hace culto al arte pagando sumas astronómicas por el producto del talento humano.
Les presento ahora una pregunta: ¿qué sucederia si se descubriera algún mineral precioso muy cercano a un monumento sagrado?; seguramente en medio de Jerusalem ni siquiera de una tumba faraonica se cavaria un pozo de petróleo no sin antes, quizás, trasladar piedra por piedra ese gran monumento al ego como se hiciera con el Templo de Ramsés antes de construir la la represa de Assuam.
Sin embargo, a diario se destruyen selvas y se contamina el mar, al costo de millones de vidas, para satisfacer nuestras demandas ¿no es acaso este lugar donde vivimos tan sagrado como esas cosas que construimos sobre él? (con materiales extraidos de él), por supuesto que no porque no “lo hicimos nosotros”…. Aqui vale lo de que “a lo que no cuesta hágale fiesta”… un destino muy siniestro toca si, como nuestros salvajes antepasados  no comenzamos a considerar sagrada esta casa donde vivimos, grande para vivirla en paz y armonia , pequeña si no nos ponemos de acuerdo y la deshacemos en pedazos en ocaciones ni siquiera para cubrir nuestras necesidades y hasta divertirnos un poco sino para lujos y satisfacer perversos deseos de poder.
Cuando este planeta no nos sirva quizas tengamos la capacidad de emigrar y ocupar otro desafortundo suelo; en ese futuro viaje irán quienes hayan sedimentado sus privilegios para abordar las naves de partida; por necesidad, no por piedad, se harán acompañar por una masa  encadenada a sus ilusiones de salvación y domesticada por generaciones para servir, sintiéndose libres, a aquellos para quienes construirán el nuevo habitat.
Dos cosas quisiera que sucediera: que esto que escribo no suceda jamás y la humanidad termine cuando nuestra estrella cecana devore el planeta o que, cosa improbable, hayamos adquirido un nivel de sabiduría tal que vayamos a otros universos a construir y no a destruir. 

No comments: